El dermaplaning es el secreto para una piel más brillante y suave

0
47
Spread the love

¿Quieres una cara de bebé? No busque más, hay una herramienta llamada dermaplaning. Ya sea eléctrico o manual, encontrarás resultados después de una sola sesión de cinco minutos.

Cómo funciona el dermaplaning

Esta técnica elimina suavemente la acumulación de células muertas y el vello facial fino para una piel más brillante y suave, al mismo tiempo que permite que los productos se empapen completamente en la piel, aumentando la eficacia de los sueros y cremas.

Este tipo de tratamiento es recomendable efectuarlo con profesionales, ya sea un dermatólogo o en una estética, esto se debe al tipo de herramientas que se emplean en la realización de este tratamiento.

Una nota importante: si tienes acné malo, omite dermaplaning, ya que no querrás extender la bacteria a través de tu cara y posiblemente crear más granos.  Y si padeces una afección de la piel como eccema, psoriasis o rosácea, asegúrate de ir primero a un profesional.

Los beneficios para el rostro

A parte de remover las células muertas de la cara, este procedimiento es el ideal para exfoliar la piel, ya que para su realización no se emplea productos químicos, lo que se traduce en menos irritación a la piel.

Otra ventaja, es que una sesión puede durar 30 minutos como máximo, sin dejar el rostro inflamado o enrojecido. Y lo mejor: Podrás ver los resultados de inmediato.

¿En qué personas es recomendable el dermaplaning?

Es especialmente efectivo en personas con textura de piel seca o áspera y ayuda a minimizar las cicatrices superficiales del acné o el tono desigual de la piel. También es beneficioso para la piel madura, que tiende a tener una acumulación de células muertas, ya que la renovación celular se ralentiza con la edad.

El dermaplaning es seguro para clientes embarazadas o lactantes que no pueden tener peelings químicos (las cáscaras penetran en la piel para actuar a nivel celular, por lo tanto están contraindicadas).

Comentarios